Novedades Artículos y opinión

Perfil

Nueva cultura organizacional con empresas más humanas, más sustentables y más conscientes

Este tiempo atravesado por el coronavirus está llamado a marcar un cambio de era que traerá consigo nuevas coordenadas al mundo del trabajo.
Publicado 17 de diciembre

Por Patricia Debeljuh

La pandemia ha sido el inicio de una revolución invisible que invita a repensarnos y que, de algún modo, modelará y reconfigurará nuestra manera de trabajar, de relacionarnos y, en definitiva, de enfrentar la vida. Se abre ante nuestros ojos un nuevo mundo que habrá que descubrir con aquel mismo espíritu conquistador y aventurero con que los exploradores de fines del siglo XV se lanzaron a surcar los mares y ampliar los límites de la tierra hasta entonces conocida.

Para muchos, el descubrimiento de América constituye una de las más grandes hazañas de la Humanidad no solo por la conquista de nuevos territorios sino por la expansión científica, humanística y cultural que trajo aparejada. Este hecho -tan estudiado por la Historia al punto de que marca el fin de la Edad Media e inicia el Renacimiento-, develó el mapa mundial y puede decirse que sentó las bases de la globalización. Fue también calificado como “el encuentro de dos mundos” que transformó las visiones y la vida de tantas personas y pueblos al integrarse distintas culturas y tradiciones. Tendrán que pasar los años para comprender con toda su profundidad lo que significará en la historia de la humanidad este tiempo atravesado por el coronavirus pero, sin dudas, esta experiencia vivida -que nos ha tenido como protagonistas- está llamada a marcar un cambio de era que traerá consigo nuevas coordenadas al mundo del trabajo.

Al mismo tiempo, se dará también un encuentro de dos mundos: el que históricamente conocíamos, en el que la presencia física en los trabajos era casi insustituible, y el que aporta el mundo digital en el que la virtualidad es la gran protagonista. Es justamente a partir de aquí que tenemos la oportunidad de escribir una nueva página en la historia y de explorar juntos los aprendizajes que nos ha dejado lo vivido, con sus pros y contras, sus grandezas y limitaciones, con sus aciertos y sus errores. Tenemos la posibilidad de mirar más allá y sacarle partido a las lecciones aprendidas en este tiempo, que están llamadas a convertirse en un mapa de coordenadas para moverse en este nuevo mundo laboral. En efecto, así como la latitud y la longitud constituyen un sistema de referencias para ubicarnos geográficamente, las coordenadas de este contexto actual tienen también dos variables: el tiempo y el espacio.

La guía “Hacia un nuevo mundo laboral y familiar” que acabamos de publicar desde el Centro Conciliación Familia y Empresa del IAE Business School muestra precisamente cómo las empresas de Argentina se adaptaron contra reloj y muy rápidamente a circunstancias imprevistas demostrando en tiempo real la capacidad de reinventarse de la mano de la tecnología, para trabajar de manera diferente, en espacios físicos y virtuales. Esto da cuenta de una nueva cultura organizacional que las transforma en empresas más humanas, más sustentables y más conscientes de que la persona tiene que estar en el centro y de que su familia es su principal fuente de motivación para salir a trabajar.

Esta publicación pretende capitalizar aprendizajes que nos ayuden a configurar el nuevo mundo laboral que se avecina y comprometernos aún más con la calidad de vida de las personas y de sus familias. Estamos en la puerta de una nueva era y es hora de empezar a conquistarla.